jueves, 10 de diciembre de 2015

Lejos de todo...


Lejos de todo
Del aire comprimido en los velos
De gotas sedientas que secan
De calma insoportable...
Lejos de todo
De brazos agarrados al frío 
Que pesa...
Del hastío controlado
De labios abiertos al recuerdo
De osadía caducada sin pretexto 
De no existir rincones que respiren...
Lejos de todo
De ausencias compartidas sin remedio
De finales repetidos que no duelen
De verdades que estallan el ombligo 
Del después que nunca llega...
Lejos de todo
De impotencias alargadas con metro
De papeles con sellos disfrazados
Que despistan...
De formalidad sin oxígeno
Sin voz...
Lejos de todo
Del abismo de tu vida tan segura
De la fragilidad de estas vigas que molestan
De la fuerza que me empuja a huir de esto
Que no es todo...
Lejos de todo
De los rezos a la nada con medida
Del abrazo al vacío que alivia mientras cierra
Y resta...
Lejos de todo
Del sexo que mira de reojo 
Y apaga la tristeza con la espalda
Y se inventa la risa...
Lejos de todo
De pretensiones que madrugan 
De la no locura permitida
De uniformes que molestan el espacio
De las líneas...
Lejos de todo... 
Con la cima y el vértigo
Con laderas y curvas
Con nieve que abriga los sentidos
Y  llena...
Con caricias olor a madera
Que invitan a pensar...
Con dedos que empujan la prudencia
Y salvan...
Con la pérdida de óxido 
Que dilata las pupilas...
Con la inercia permitida a destiempo 
Con miradas opacas que evocan el brillo
Rompiendo silencios...
Con carreteras sin frenos y risas...
Y aire... Y aire... 
Lejos de todo... Lejos de aquí.


Mónika Cazorla y más...