miércoles, 1 de abril de 2015

Silencios Altos.


             Gracias por mostrarme la autenticidad de las cosas 
                                 en cada palabra, en cada mirada...
por permitir que llegue a ti y descubrir la verdad sin proezas
Gracias por enseñarme a ver con transparencia el mundo
por valorar la gestión de la emoción en cada momento
por entender miedos no permitidos hasta ese instante
Gracias por tu objetividad que ayuda a ver la vida sin disfraces
por tus carencias que me dicen lo dulce que puede ser lo especial
por tus bucles que recuerdan la profundidad con la que sientes...
por descongelar mi olfato y entender que hay olores que molestan
Gracias por tus planteamientos constantes sobre el tiempo y la existencia
hacen que me sienta acompañada en este extraño camino...
Gracias por tus disparates ocasionales que invitan a la risa
por tus ojos sedientos de respuestas
que hacen que la busque debajo de cada rincón...para dártela 
enseñándome tú a mi...
Gracias por llenar mis segundos, mis horas, días...y vida de Azul
por ser mi regalo del alma
                                               Gracias, gracias, gracias...                                                    
                                                                           

                                               Mónika Cazorla