sábado, 12 de diciembre de 2015

Mamá Azul

Acarició su cuerpo
lo cogió entre sus brazos
no lo soltaría nunca...
Su ombligo se movió 
adoptando formas eternas...
Él creció sin prisas
dando señales que aumentaban el amor
Ella lo abrazó con la mirada
hasta abrigar sus límites...
recorriendo cada rincón 
en busca de avances
para dárselos...
Cada segundo a su lado aumenta la sensibilidad
se han hecho grandes sus latidos...
el alma crece permitiendo al tiempo
ser tiempo...
La preocupación le acompaña 
en cada desayuno
alimentando su lucha...
Besa cada logro en la frente
creando nuevas metas
Cosita a cosita... 
se dice sin descansar...
La complicidad sonríe
al conocer el regalo mutuo
que se han hecho los dos... Al tenerse
La ternura activa el recuerdo
observando en su dedo índice
 los suyos...
Capaz de llevar
hogares, castillos, mochilas y vidas
de proteger y protegerse
De estar en ambos lados de la superficie
y no quebrarse...
Capaz de conseguir
formar en su camino
un gran pequeño azul...
De buscar y buscarse
de aceptar los encuentros y desencuentros...
Capaz de llenar vidas ajenas
compartiendo...
derramando generosidad por las rendijas
De encontrar la mayor fuerza
en su debilidad...
Capaz de cumplir sueños
y los sueños...


Mónika Cazorla

jueves, 10 de diciembre de 2015

Lejos de todo...


Lejos de todo
Del aire comprimido en los velos
De gotas sedientas que secan
De calma insoportable...
Lejos de todo
De brazos agarrados al frío 
Que pesa...
Del hastío controlado
De labios abiertos al recuerdo
De osadía caducada sin pretexto 
De no existir rincones que respiren...
Lejos de todo
De ausencias compartidas sin remedio
De finales repetidos que no duelen
De verdades que estallan el ombligo 
Del después que nunca llega...
Lejos de todo
De impotencias alargadas con metro
De papeles con sellos disfrazados
Que despistan...
De formalidad sin oxígeno
Sin voz...
Lejos de todo
Del abismo de tu vida tan segura
De la fragilidad de estas vigas que molestan
De la fuerza que me empuja a huir de esto
Que no es todo...
Lejos de todo
De los rezos a la nada con medida
Del abrazo al vacío que alivia mientras cierra
Y resta...
Lejos de todo
Del sexo que mira de reojo 
Y apaga la tristeza con la espalda
Y se inventa la risa...
Lejos de todo
De pretensiones que madrugan 
De la no locura permitida
De uniformes que molestan el espacio
De las líneas...
Lejos de todo... 
Con la cima y el vértigo
Con laderas y curvas
Con nieve que abriga los sentidos
Y  llena...
Con caricias olor a madera
Que invitan a pensar...
Con dedos que empujan la prudencia
Y salvan...
Con la pérdida de óxido 
Que dilata las pupilas...
Con la inercia permitida a destiempo 
Con miradas opacas que evocan el brillo
Rompiendo silencios...
Con carreteras sin frenos y risas...
Y aire... Y aire... 
Lejos de todo... Lejos de aquí.


Mónika Cazorla y más...

domingo, 11 de octubre de 2015

Nieve...

Demasiado calor...
su pecho necesitaba frío
se activaron sus ganas
moviendo todo a su alrededor...
Se acercó a mirarla
su cuerpo entró en calma
empezó a caminar...
¿Y si me caigo?
repetía su voz
acariciando el hielo con los pies...
Las cosquillas sacaban risas 
se liberan tensiones
estaba en su sitio... 
Las huellas eran circulares
como casi todo...
Su bucle esporádico
empatizaba con las formas
dándole confianza...
Las botas servían de aislante
haciendo soportable la brutal conexión...
sin derretirse... 
Los miedos eran permitidos
la superación se reconocía...
la valentía se sumaba al rosa
todo era lo mismo...
Los juicios ante la diversidad
eran inútiles...
lo normal perdía la partida...
El tiempo no encontraba espacio
desistiendo... Una vez más 
Los niños tocaban las sillas
pudiendo verlas con el roce...
la magia de lo posible
invitaba a volver pronto
bendito renacer...
El ángel solitario rozaba su espíritu 
sin saberlo...
El blanco humedecía las pupilas
del espectador...
llorando de frío
sólo de frío...


Mónika Cazorla

sábado, 3 de octubre de 2015

Olvidarse del ruido...

Los brazos expulsan latidos
El aire salpica... Se escuchan sonidos
Las ondas se reflejan en su rostro
La sonrisa sale...
La arena seguía en sus pies
Calmaba las sombras...
Las dimensiones alteraban el reloj
Seguía creciendo...
Su mirada era inalterable
Avanzaban las pupilas...
Se mojó los dedos
Soltó las cuerdas
Y lo abrazó de un salto...
Descubriendo que el secreto está
En atreverse... Y olvidarse del ruido.


Mónika Cazorla

Aunque suene fuerte... Olvidarlo, cansarlo... Soplarlo
Que no reste palabras ni música...
Que no haga pequeña la osadía 
Que no reste... Que no exista... Aunque esté.


jueves, 13 de agosto de 2015

Dandelion...




Brujitas del Centro... Para que no perdamos el Eje...

.
                                                             Mónika Cazorla

Verano feliz... : )

                                                                                                                             

El Dandelion Orienta...   

Las Brujas son Brújulas... Y viceversa.
                               

domingo, 19 de julio de 2015

Y si el amor es accidental?

Y si es accidental 
y pasa o no... Sin más
y ahora pasó?
Y si los preámbulos son excusas
que intentan engañar a la evidencia
y lo concreto... Es concreto
sin velos...?
Y si lo fortuito
no desaparece 
aunque le lleguen rezos...?
Y si la brevedad de ese instante
lo convierte en eterna brevedad
sin proezas
dando sentido a mi continua levedad...?
Y si la fuerza del rechazo
cargó el inicio de certezas
para que te quedases...
aquí...?
Y si entrar en esa pompa
estaba escrito
para recibir todo ésto?
Y si las lágrimas fueron necesarias
y tenemos que pedirles disculpas...
dando las gracias?
Y si aquellas noches 
debían existir
para que existan éstas?
Y si tus rarezas
no son casuales
y... Existen para mi?
Y si la espiral se abre
y sonríe el círculo
invitando a la línea a quedarse?
Y si tus acciones 
me llenaron
y mi estar colmada
empujaba a tus acciones
y todo tenía una razón?
Y si me quedo?
y te quedas...


Mónika Cazorla

martes, 7 de julio de 2015

Lo siguiente...

El tiempo había formado
una capa blanca visible
el polvo se movía
con el mínimo aire
se escuchaban silencios...
La herida en la espalda
la recordaba el espejo
el dolor era soportable...
las capas resistentes
a todos los momentos
Abrió los ojos un poquito
lo suficiente para ver
ir más allá no era necesario
en un para qué continuo...
pasaba el tiempo
Llenó los bolsillos de aire
abrió la boca y las ganas
y saltó...
Ahora... Vendría lo siguiente
Confiar...


Mónika Cazorla

sábado, 4 de julio de 2015

Encuentros

El día parecía común
se escuchaban voces infantiles
y teclas de ordenador
El móvil rompe el silencio
salen fuera... Habían nubes...
Allí estaba él
perdido y vendido al abandono
por no se sabe quién
Miraba hacia arriba
su mirada nos llegó dentro
a los dos a la vez
esa energía compartida
tenía fuerza...
Entonces no sabíamos 
que ese instante haría 
que se quedase para siempre...
Lo subimos al coche entre los dos
era la única opción existente 
en mentes sensibles al ruido interior
Destino... Su próximo hogar
angustiosa búsqueda...
Curiosamente... Regresó
a ese mismo espacio
para quedarse...
Donde días atrás
el amor de su mirada 
entró dentro de nosotros...
también para siempre.


Mónika Cazorla


Existen almas que se mueven con la caída de las hojas...

#NoCompresAdopta

viernes, 26 de junio de 2015

Reloj

Se desvanece el tiempo
cargado de insolentes sombras
absurdas y ciertas
intentando sacar del centro
algo que tenga sentido 
y se lo de al resto...
El metal huele a metal
simplificando su existencia
los segundos se hunden 
no hay espacio...
Las agujas se abren solas
el ruido se esconde detrás del cristal
sacudiendo el polvo
el aire filtrado suspira...
Cada minuto crece a conciencia
las horas duelen 
la alarma sigue estando ahí...
La esperanza se acuesta
poniéndose cómoda...


Mónika Cazorla

domingo, 7 de junio de 2015

Centro...

En principio respiraba
sus ojos no se atrevían a mirar
prudentes ante el vacío...
El olor a silencio le calmaba
el ruido del aire mecía el pensamiento
la lluvia era intensa
mojaba sus ganas...
Caminaba entre ondas empapadas
la sensación a libertad sacaba lágrimas
confundiendo la materia...
Cada paso restaba peso
la velocidad se alteraba
se hacían ligeros sus latidos
Agitándose...
Su rostro se relajaba en el no tiempo
invadiendo espacios inexistentes
Sonreía a su ombligo
reconciliándose...
El instante invadió el centro
quedaba la mitad...


Mónika Cazorla

sábado, 6 de junio de 2015

Después...

Después de descubrir 
que las verdades tienen tapa
que las hojas caídas solo escapan
y que el viento no es casual
Después de descubrir
que las olas tienen forma
que las líneas se doblan
y que el tiempo es permanente
Después de descubrir 
que lo siguiente son las vísperas
que los grandes son historia
y que tu camino solo es tuyo
Después de descubrir 
que lo absurdo barre esquinas
que la sombra está acostada
y que el resto es solo eso
Después de descubrir
que los rincones caducan
que se congelan párpados
y que el final es el final
Después de descubrir 
que el azul puede no serlo
que un soplo cambia todo
y que desaparece el rostro con la luz
Después de descubrir
que las huellas tienen peso
que el frío duele
y que el dolor tiene memoria
Después de descubrir
y descubrirme...
en un después continuo.


Mónika Cazorla

sábado, 30 de mayo de 2015

Además...

Además de respirar existe el tiempo
que mueve las pestañas cuando sientes
 Y tiemblan los labios con el roce de ese aire...
Además de las cenas existen los paseos
que te dicen de ti si vas contigo
y te escuchas...
Además de la moda existe el viento
que coloca cada cosa en un lugar
esperando que tu aprendizaje las encaje...
Además de la gente hay personas
que aparecen en tu camino 
sin ser casualidad
mirándote con los ojos de dentro... Y te ven
Además de lo sólido está el agua
que purifica calmando la sed... De paso
Además de los viajes existe el sueño
y los sueños...
que ayudan o alivian o salvan 
dependiendo de la valentía...
Además de lo común existen los que suman
que aparecen disfrazados de excepción
siendo ángeles mundanos
y te acarician el alma...
Además de las sombras está la luz de los osados
que molesta a los conformistas 
quemando uniformes...
Además de la espiral existe el júbilo
entre líneas...
Además de mirarte de verdad 
existe el miedo
O quizás el miedo exista
por mirarte de verdad...
Porque temo que cuando llegue el momento
 de encontrarte a ti mismo
después de vaciarte tanto...
quede muy poco.


Mónika Cazorla


Crecer puede ser una opción... Cuando estés en el camino no tendrás que adivinarlo... Lo sabrás.

domingo, 19 de abril de 2015

Y si resulta...

Y si resulta que todo está en ese cristal
comprimido en segundos intactos
y simplemente esperan que el roce de mis dedos
le de permiso...
Y si resulta que el beso continuo
no llega hasta que tus ojos
después de mirarme mil veces
me vean...
Y si resulta que lo siguiente espera
el desacuerdo necesario
para enseñar a los astros
los pasos...
Y si resulta que tu voz
debe darse cuenta de su voz
y escucharse sin prisas...
Y si resulta que el desconsuelo accede
y pide espacio en otro espacio
que no sea el tuyo....
Y si resulta que la apatía 
era una forma de burlar al destino
y nada más
Y si resulta que los recuerdos
se pueden borrar y se olvidan
sin haber existido nunca...
Y si resulta que el capricho existía 
y tu aceptación te salvó
sin saberlo...
Y si resulta que las verdades
son verdad...
Y si resulta que tu continuo sin sentido
le daba sentido a todo
siendo el responsable de tu fuerza...
Y si resulta que cada faro
era el desafío permanente
y no las olas...
Y si resulta que la arena 
realmente te abrigaba
sin ser una sensación...
Y si resulta que los despistes
encierran el secreto
y todo está ahí...
Y si resulta que tú
eres tú...


Mónika Cazorla

sábado, 11 de abril de 2015

Creía...

Creía que la lluvia de los años te entendería 
y te quedarías, vida, congelada en la lógica del no tiempo
sin que el sol te lastimase...ni el viento
Creía que las hojas secas borrarían las heridas
y aparecerías tras la sombra en mis bolsillos
y la arena limaría los recuerdos
hasta borrar  tu ruido...
Creía que las vueltas agarrarían mis dedos
sin soltarlos...
Que la seguridad mimaría un poquito...
y que esa nube constante
me daría la razón...
Que los segundos sonaban eternos
sólo hasta ese instante
y que luego era luego...sin más
y el hígado perdería su fuerza
soltando la rabia con la risa
y apagaría las dudas en la taza de café
volviendo a ser ligera...
Que las burbujas no pesaban sin aire
Y que todo se encerraba en esa gota...
Creía que en este tiempo y no antes
crecería tu sentido sin velos
pero tú, vida... te resistes
y me agotas...


Mónika Cazorla

miércoles, 1 de abril de 2015

Silencios Altos.


             Gracias por mostrarme la autenticidad de las cosas 
                                 en cada palabra, en cada mirada...
por permitir que llegue a ti y descubrir la verdad sin proezas
Gracias por enseñarme a ver con transparencia el mundo
por valorar la gestión de la emoción en cada momento
por entender miedos no permitidos hasta ese instante
Gracias por tu objetividad que ayuda a ver la vida sin disfraces
por tus carencias que me dicen lo dulce que puede ser lo especial
por tus bucles que recuerdan la profundidad con la que sientes...
por descongelar mi olfato y entender que hay olores que molestan
Gracias por tus planteamientos constantes sobre el tiempo y la existencia
hacen que me sienta acompañada en este extraño camino...
Gracias por tus disparates ocasionales que invitan a la risa
por tus ojos sedientos de respuestas
que hacen que la busque debajo de cada rincón...para dártela 
enseñándome tú a mi...
Gracias por llenar mis segundos, mis horas, días...y vida de Azul
por ser mi regalo del alma
                                               Gracias, gracias, gracias...                                                    
                                                                           

                                               Mónika Cazorla

domingo, 29 de marzo de 2015

A menudo

A menudo bajo del columpio
y me atrevo a mirarte de cerca
Otras salto a esa nube que me salva
donde ni los olores llegan...
A menudo suelto aire por la boca
y me salen palabras que escuchas
Otras los silencios llenan mis pulmones
dejando ver sólo la idea de mi ...
A menudo suelto la mirada
sin sonrisas que delaten
a oscuras...
Otras el miedo apaga el reloj
asustando al vértigo
que huye...
A menudo te siento
y cierro cremalleras
Otras no te siento
y me disfrazo
Sólo a menudo...




Mónika Cazorla

sábado, 14 de marzo de 2015

Caminos

Caminó descalza
cogió aire cerrando los ojos sólo unos segundos
los despistes no estaban permitidos...
Se abrigó con tela azul
sin mirar a ambos lados...
avanzó sin excusas
Le temblaban las uñas...
la congestión no era casual
sentían todos sus rincones
Estaba desbordada...
rompió la cuerda
dejándose ver...
Ya no había vuelta atrás 
ahora, la vida diría...


                                               Mónika Cazorla


domingo, 8 de marzo de 2015

Decisiones...

La luz invadía sus pensamientos
sabía que el tiempo era solo eso
tiempo... nada menos
Sus proyectos constantes
llenaban sus ganas de todo...
El amor era impensable
sobraban latidos...
Su instinto maternal se sentía cubierto
los regalos existían...
Las nubes eran una imagen constante
sus ojos traspasaban la piel del resto
nada era inexistente...
El miedo en lo alto sumamente interesante
restaba segundos
Las construcciones huían  en distinta dirección
decisiones...


Mónika Cazorla

domingo, 1 de marzo de 2015

A veces...

A veces sorprende el viento
otras el ruido te reconoce
otras la luz...
A veces amanece pronto
y te salva el alba
recuperándote...
A veces le esencia se deja acariciar
 y salen sonrisas acumuladas
y el tiempo no duele...
A veces el sentido aparece
y las tristezas sobran
otras el silencio empuja el tímpano
Y lo borra...
A veces los brazos se doblan
y te abrazas la espalda 
y el dolor pierde espacio
Aunque sea extraño...


Mónika Cazorla

martes, 17 de febrero de 2015

Espejos...

Y siguiendo el olor a sonrisas
a pupilas dilatadas y aire
Se despista de la decepción en su mochila
dejándose llevar...
Al probar un sabor antiguo
la memoria se activa...ella retrocede
La ilusión se aleja
invaden los espejos...
El tedio la salva atrapándola
haciéndola suya...una vez más.




Mónika Cazorla

domingo, 15 de febrero de 2015

Entre algodones...

Se levantó, cogió las gafas azules de la mesa de noche, caminó descalza, casi sin tocar el suelo hasta el cuarto de baño y encendió la luz, evitando el espejo. No eran horas de reflexiones. Se vistió rápido y salió al mundo. No era una elección. Tenía que salir. No le quedaba otra.
Él se quedó en la cama. Triste. Ni una mirada. Como si para ella no existiese, pensó. A ella los años le cansaban y las decepciones también. Estaba agotada y había elegido no sentir. Simplemente.
Tenía los ojos como de mes de octubre. El pelo rubio no sabía muy bien por qué y una piel color melocotón. No muy fuerte, lo suficiente para sobrevivir y caminaba de lado, como en diagonal. No era algo que le gustase aunque un día dejó de importarle, como tantas cosas.
El tenía la piel blanca, estaba fuerte, como cuadrado, y se sentía bien. Esto alimentaba su ego aunque por dentro se sentía blandito. No le costaba reconocerlo, total, cada uno es como es, decía sin pronunciar palabra.
Ámbar estaba harta de él. Para ella era su amor enfermo. No solo porque él lo estuviese, que lo estaba. No podía moverse y la demanda todo el tiempo...
Ella solo quería llegar a casa y meterse en la cama con él y esto la enfermaba a ella también, pero no podía evitarlo. Admitía en las terapias con su psicólogo que formaba parte de su depresión. Esa era su realidad.
Ámbar llegaba a la oficina y el espacio se iluminaba. Tenía un brillo muy especial en su mirada, es decir, por dentro. Sus compañeros podían disfrutarla pero ella...solo ocupaba espacio y un es lo que toca.
Al volver a casa cambiaba de ropa a su amor enfermo, combinaba colores agradables, le doblaba las articulaciones, lo acariciaba...él se estremecía y gemía en silencio. Ella se excitaba boca arriba, movía sus caderas, se tocaba los pechos y el ombligo...y empapada en sudor frío llegaba al orgasmo con sus propias manos. Él se agarraba fuerte al cabezal de la cama de hierro forjado mientras su mente gritaba de placer. La amaba. Ella se queda dormida encima de él...
Hoy ha quedado con sus amigas para pasear por el auditorio. Al anochecer todas se despedían con sonrisas forzadas y Ámbar recordaba la fascinante conversación " jamás mencionada antes" sobre el amor, la magia del matrimonio, el enorme vacío de una vida sin hijos y poco menos que todo eso era el mejor invento después de la rueda.
Ella se mostraba de acuerdo. Explicar su perspectiva de las cosas y abrir su mundo interior no era tarea fácil...y para ellas tampoco.
Por fin amaneció, atendió a su amor enfermo, le cambió la ropa y la almohada, húmeda por su sudor frío. Era un día de lluvia. El salón se inundaba de insólitas sombras originadas por las nubes, esas en las que según sus familiares vivía Ámbar. Ella les inventaba figuras, nombres, hasta personalidad. ¡Basta!, dijo en voz alta a su imaginación. Y se fue al Irish Coffee. Había quedado con su terapeuta Carlos a las siete, para hablar de su vacío o el del resto...todavía no lo tenía muy claro. El camarero cerraba puertas.  Ámbar extendió la mano y ya no tocaba la estrecha mesa del café ni la cucharilla del licor de almendras amargas. Tocaba el sofá color avellana desgastada, acariciando su tela áspera en el salón de su terapeuta. Lo hacia de forma muy tierna. Como acaricia cada día a su perra en momentos maternales.
Estaba inquieta. Sus manos se mojaban como el resto de su cuerpo. Mientras Carlos llenaba las copas de vino, ella lo miraba y podía percibir sus deseos más íntimos. No lograba entender esa emoción aunque total, la lógica no era una de sus filosofías. Empezó a quitarse su negro vestido mirando sus manos. Él la penetró como nunca nadie lo había hecho. Sentía dolor. Se moría de placer...
Su amor enfermo sabía que la engañaba. No había dormido en casa. Nunca le dejaba solo. Su mente se aceleraba. Pensarla en brazos de otro le destrozaba por dentro. Su cuerpo cambiaba de forma confundiéndose con las de soltero. Se pierden las líneas, aparecen curvas. Las sábanas dejaban de gustarle...se rompía lo estático. Se agitaba, lograba moverse...dolía. Un fuerte olor a hierro invadía la habitación. Gritaba alto,recobrando su voz...
Ámbar sube la escalera del portal encontrándose con su vecina de abajo que le pregunta, disculpa ¿ pasa algo en tu casa? ¿Estás de mudanza?. Buenos días, contesta Ámbar con eso de mantener las distancias, ¿En mi casa?. Si, hay un ruido de muebles insoportable, no son horas. En mi casa imposible, dijo Ámbar. Yo vivo sola...
Abre la puerta de su casa desconcertada. Se dirige a la habitación a quitarse la ropa. Está agotada, sudando, aunque ahora su sudor no es frío. Al entrar se encuentra la habitación llena de pequeños muelles de hierro tirados por el suelo, plumas esparcidas encima de la mesa de noche, sábanas salpicadas de algodón y trozos de madera...¿Qué es esto? No entiende nada...su cama está destrozada.
                                                             

                                             Mónika Cazorla

sábado, 14 de febrero de 2015

Benditas las alturas...

 Benditos los que creen en este día del amor
Y en el amor también...
Benditos los osados, las noches largas sin brisa
Los amores de verano y de todos los inviernos...
Benditas las parejas de domingos y las de deshoras...
los amantes  sin recuerdos 
Las paredes pintadas,las muñecas sin reloj...
Benditos los cuerdos con locura, las sábanas
El sexo con manchas de café...
Benditas las bodas azules sin cortinas
Las miradas con promesas...
Bendito el amor, la pérdida de juicios
y del juicio también...
Benditos los amigos, el animal de compañía, las azoteas...
Benditas las alturas...


                                       
                                               Mónika Cazorla

sábado, 7 de febrero de 2015

Movimientos curiosos...(por dentro)

Y un nuevo movimiento se acomoda
el interior se vuelve extraño...
Las emociones revueltas a destiempo se asustan
y se esconden detrás de la alarma
A las pupilas las dilatan los encuentros
las sensaciones reparan grietas antiguas
empujando a la desesperanza
la invita a salir...
Las sonrisas salen solas
desconcierto...
El sentido vuelve sin proezas
el aire no pesa...
El pulgar se estira del todo
la mano queda abierta...
los miedos no encuentran escondite
Su barriga tiembla
ella se deja llevar...
Ahí llevaba él mil tiempos
y ahora de repente...
Lo mueve todo...
...curiosidades.



Mónika Cazorla

Encuentros inevitables...inevitables encuentros...curiosidades.

sábado, 31 de enero de 2015

Pi ( ¶ ) (3,1416...)

Alimentó mi ombligo
Lo sabía hacer bien...
El día le daba las gracias
Eran fuertes sus ganas...
Las tardes en compañía
Las convertía en momentos imprescindibles
Su certeza daba paz
Su amor constante...equilibrio
Su anarquía el grado de locura necesario
Para relajar los músculos...y creer
Su disciplina me regaló la mía
Y sus paseos mis silencios...
Sabía dar...
Eso le hacía tan grande...
Y yo daría lo que fuese
Los zócalos del pasillo
Las alfombras
Los zapatos destrozados
El salón...
Trocitos de mi tiempo
Y las hojas...
Las esquinas de mi pecho
Mi arena en los bolsillos
Mis reservas...
Por tenerla entre mis brazos un segundo
Y convertir la caricia...en eternidad.


Mónika Cazorla

Existen fases...dicen...


Mamá...¿que te pasa.? Te noto triste...estás llorando...¿por quė no me miras?


Y como no, el tiempo hace...

                                                                                Espacio de Reflexión...

Alguien dijo una vez que venimos a este mundo a aprender... Quizás ellos no vivan tanto como los humanos porque no necesitan tanto tiempo para llegar a ese grado de sabiduría...


Pequeños ciclos de vida...en una vida.


Con el tiempo...llegó Pu-Pi en manos de unos angelitos...Un nuevo amanecer...GRACIAS!!!

                                                                   

Las mentes más profundas de todos los tiempos han sentido compasión por los animales.

                                                                         Friedrich Nietszche
                                                                               
         

lunes, 26 de enero de 2015

Es posible...

                                                                      Para ti, desde luego.


Quizás ese fuerte viento
haya hecho que el baile la descubra...
O quizás la fuerza se la haya dado
el llanto en los tobillos...
Es posible que la boca esté cerrada
por la dureza de lo inmóvil
O quizás el tiempo en la silla haya hecho
que aúllen todos los lobos de su ombligo...
Es posible que las horas en un estático vacío
hayan ido quemando sus ganas de existencia
Y que la dependencia le golpee las pupilas
dilatadas una vez...
Que necesite el agua mientras nada su nostalgia...
o quizás la sonrisa se presente en un descuido
Sin saber que la desesperanza
observa detrás del reloj...
Es posible que en el mayor agotamiento
confunda al destino y le de más...
Y se mueran otra vez en un segundo
sus ganas de nada...
Es posible que quizás
todo quede en el recuerdo
de una aparente valentía...
Es posible...


Mónika Cazorla


...y salían las palabras mientras la imaginaba bailando...sonriendo bajo el agua...y se tropieza con la realidad mientras se seca...al salir. Aún así...baila...





"LA TEORÍA DEL TODO"
Stephen Hawking, un ejemplo de fortaleza y dedicación



Existen Ángeles...a veces hacen que las personas sean...simplemente.


sábado, 17 de enero de 2015

Tropiezo


Sin locuras medidas con metro
Se sostiene el único hilo inexistente
Se acerca a la garganta
Se deja caer...
Dobla las sábanas y la desgana
Se estremece en el fondo
Reza...
Estira los párpados
Se asoma...
Encontrando...se
Se mueve en circulo abierto
Respira...
Tropieza con el espacio
Se adapta...
El resto...
La ve.


Mónika Cazorla

Humo en el metal


Estiro el codo y me acerco
Mis dedos se abren
La osadía me agarra
Se agrietan las uñas...
Traspaso tu espacio
Lo hueco se curva
La ausencia se une al todo
Sin ojos...
Los órganos congelados se oxidan
Invade el metal
Los tobillos forman la cintura
Huele a nada
Sin cortinas...
Tú.



Mónika Cazorla



            Metal...
                                                                                                                                                                                                

La energía del universo


Poema, microrrelato, relato corto...o algo parecido.

Esta mañana, después de tantos segundos
Desde mi llegada aquí...
Con esta forma de sentir tan desgarrada
Y este mundo interior tan en movimiento...
He tenido el placer de experimentar olores
Perfectamente colocados dentro de mi.
Es curioso...
Sabiendo que es posible tener
Todos los canales abiertos aunque duela
Y permanecer ahí...
Soy capaz de percibir
El concepto Tiempo
Que es el NoTiempo 
Y entenderlo...aunque ya no lo necesite.
Me siento tan bien...
Aquella niña de doce años
Sentada en una escalera
Por no tener otro lugar de sosiego 
Más que ese...
Soñó y deseó con fuerza
Sabia que el No Tiempo la escuchaba
Y así lo hizo.
Lo hizo hoy
Que es lo mismo que ayer
Que luego...
Y que todos los días.
Y en ese Ahora continuo 
Y sin estar cansada de Todo y de Nada
Se emociona...
Porque todo esta en su sitio...
Los pensamientos están en su sitio
Su cuerpo esta en ella
Y las cosas del corazón también.
Todo esta en su sitio...
Y con esa calma
Y desde esa calma también
Sonríe...
Y es capaz de recibir regalos
Que la vida le ofrece
Con humildad.
Da las GRACIAS...
Gracias por ser capaz de sentir sin asustarse.
Todo esta en su sitio...
Da tanta Paz...
Sabe que la poesía la salva...
Aún así, el universo le da regalos
Y los acepta, crece
Los saborea, los huele
Los vive.
Con sensibilidad inevitable
Armonía 
Sin necesidad de controlar nada
Vive...
Sin mas.
Porque sabe que el mañana
Nunca llega.


Mónika Cazorla

La felicidad es interior, no exterior. Por lo tanto no depende de lo que tenemos. Depende de lo somos.
                                         
                                                                       Pablo Neruda.

viernes, 16 de enero de 2015

Cuerpo...

Y algo que llaman ansiedad me invade
recorriendo mis uñas empapadas
La mente se acelera...facturas
el vacío forma mi vacío
Los dedos se borran
los ojos suspiran...
me pierdo...
El hígado escupe rabia
ruido...
Las emociones agotadas se queman
descanso...
El dolor abre espacios
el absurdo regala entradas
La rareza se acomoda
olor a dulces rotos...
Silencio.


         
                                                 Mónika Cazorla
                                                                           
             Espacio para ellos. Animales.

                              E                              P      

            O
                                                 A                      E
P
                          T


                                                      P                    A
            E                                                      

                                                E  

Miguel Hernández. Poeta.                                                                                                                                                

                                                              P                                            O                                                                                          E                    
               T
                                    A




                                                      POETA